Alimentación

Una alimentación adecuada en el embarazo previene las alergias

Little girl is blowing her nose

Las mamás están directamente conectadas con el feto, con esa vida que crece en su interior y a la que le afectan tanto los medicamentos que su progenitora consume como los alimentos que ingiere, los cuales pueden provocar la aparición de ciertas alergias.

Es por ello que, si deseas que tu peque crezca sano y fuerte y que las alergias no afecten a su salud, deberás hacer todo lo posible por alimentarte estupendamente durante el embarazo.

Y es que, según afirman diversos expertos en el universo de los niños y la nutrición, es fundamental que las mujeres que se encuentran en estado de buena esperanza eviten el consumo de ingredientes altamente alergénicos.

¿Cuáles son estos productos? Pues, principalmente, los pescados y mariscos, los huevos, los productos lácteos de origen animal, el chocolate, algunos frutos secos tales como las nueces y las almendras e, incluso, las fresas.

Asimismo, el hecho de que convivas con perros o gatos durante el embarazo también provoca que tu pequeño esté más expuesto a padecer alergias al nacer. Además, no tienes que olvidar que la toxoplasmosis del gato también puede ser muy perjudicial para el feto, por lo que te recomiendo que evites que las mascotas formen parte de tu vida durante los nueve meses de gestación si deseas cuidar al máximo la salud y el bienestar de tu peque.

Cómo prevenir las alergias en los bebés

Además de excluir los alimentos que te he descrito anteriormente de tu dieta y de evitar que el pelo de los perros y los gatos circule por tu hogar de un lado a otro, también será importante que, para prevenir las alergias en los peques, huyas del tabaco y del humo de los cigarrillos y alimentes a tu recién nacido con leche materna, la cual contiene proteínas ideales para evitar que las alergias se instalen en el organismo de los pequeñines.