Salud

Niños celíacos: cómo actuar

Tener un hijo con intolerancia al gluten puede significar, al principio, un verdadero problema. Una vez descubierto el trastorno y aconsejados por nuestro pediatra de confianza la vida comenzará a tomar curso lentamente, lo que no quiere decir que esto evite situaciones en las que nos veremos complicados, sobre todo en viajes o comidas fuera de casa.

Esta intolerancia se hace notoria alrededor de los seis meses ya que es el momento en el que se comienza a agregar a la dieta del bebé alimentos que pueden contener esta proteína, como las papillas o purés. La causa de este trastorno es la dificultad del intestino delgado de nuestro peque que no procesa aquellos alimentos que contienen gluten, este se encuentra especialmente en aquellos elaborados con trigo, lo que causa una inflamación progresiva que va alterando la pared intestinal y finalmente comienza la pérdida de superficie de absorción de nutrientes.

La única forma de mantener un sano desarrollo en los niños celíacos, tal el nombre que reciben quienes padecen este trastorno, es con una dieta adecuada que se adapte a sus necesidades y sin gluten. Esto no tiene porque convertirse en una alimentación deficiente y desequilibrada. Hoy en día son cada vez más las opciones de alimentos que están preparados especialmente para celíacos.

Solo deberás modificar un poco las comidas de tu hijo, educarlo para que sepa que no debe consumir ciertos alimentos, y ayudarlo a disfrutar al máximo de una nutrición saludable y rica. Para eso te invitamos a recorrer sitios de recetas en los que seguramente encontrarás más de una sugerencia.