Educación

Los permisos a los pequeños

los-permisos-a-los-pequenos.thumbnail

Los pequeños comienzan a crecer y desarrollarse, es la etapa en que aparecen las dudas a la hora de otorgar los permisos. Por una parte se los desea proteger y por otra se conoce perfectamente que debemos liberarlos para que comiencen a desenvolverse en forma solitaria en la sociedad de nuestros días. Como en cualquiera de los órdenes de la vida, se podrán cometer muchos errores: quizás autoricemos a realizar cosas que no sean las más adecuadas y otras veces le negaremos permisos que podrían ser brindados.

De algún modo los padres siempre se ven reflejados en sus propios hijos. Resulta un tema muy complejo por lógica, y logra en la mayoría de los casos, el enfrentamiento de ambos padres a la hora de negar u otorgar determinados permisos.

Pero por otro lado figuran los pequeños, agrupados con sus pares donde existe una representación social de algunas conductas relacionadas con toda la identidad social. No todos los permisos serán idénticos, ni se podrán hacerse generalizaciones, algunos parecerán determinados por algunas circunstancias de la actualidad diaria, como ser los continuos cambios que se registran en nuestra vida cotidiana.

El punto se ubica en poder plantearse la situación y ofrecer una explicación de por qué se resuelve tal o cual decisión, o sea por qué se otorgan o no los permisos. Claro que en muchas situaciones todas estas decisiones no van a ser plenamente compartidas por nuestros hijos.