Educación

Los peques y la lectura (I)

los-peques-y-la-lectura-i.thumbnail

A partir de una edad muy temprana, los pequeños disfrutan los instantes de la lectura, quizás previo a dormir, que los padres les dedican con mucho amor y al mismo tiempo gozar con los dibujos e ilustraciones de cualquier libro si además los hacemos participar.

Muy pronto los adultos iremos observando sus predilecciones literarias, que pueden ir cambiando con el transcurso del tiempo, pero con los cuales tenemos que orientarlos para seleccionar los cuentos que podemos compartir con los pequeños y más adelante la lectura que pondremos en sus propias manos. Lograr un poco de actuación al instante de leer, realizando tonalidades y voces diversas en concordancia con el texto, resultan muy atractivos para cualquier pequeño. Con el tiempo podremos ver que esos instantes compartidos pueden llegar a ser tan disfrutables para ellos como para nosotros y se convertirán en un tiempo divertido e íntimo, en donde los intercambios mutuos serán una de las primeras expresiones de la comunicación oral.

Entrada la etapa escolar, serán los maestros quienes asumen el rol de promotores de todo lo relacionado con la lectura, al estimular a los pequeños ya sea entregando instantes de lectura de ficción o de investigación diferentes temas mediante los libros, que posteriormente podrán ser recreados por sus alumnos en actividades de tipo teatral o de dibujos.

Es más que probable que la época de la escuela sea donde se planteen sus primeras lecturas sobre investigación, algunas veces por propia curiosidad y otras a iniciativa de los maestros. Aquí es donde tanto los maestros como también los padres deben de estar muy atentos, ya que por más disparatado que sea la temática que al pequeño le atrape, estará siempre en nosotros el aprovechamiento de esos momentos para inducirlo a la lectura sobre esa temática y colaborar con ellos en la tarea de lectura y búsqueda. Seguramente que todas las temáticas tienen algún texto o libro que los trata.

 

  • Leslisoloparati74

    ai lo xicos de aora ya no kieren ni leer un apagina del libro