Educación

La religión en los niños

la-religion-en-los-ninos

 La religión  puede darse por tradición familiar o elección del peque como consecuencia de vivencias diversas, el significado de esta palabra que deriva del latín (relidare) es volver a unir pero esto implica que en algún momento hubo algo que se rompió y es lo que se llama “pecado” en los dogmas religiosos. Por eso, que ellos hallen el camino en el cual sienten libertad es el apropiado para sus almas porque las imposiciones hieren la libertad infantil que ellos tienen.

Sin entrar en debates se puede enseñar el camino de los valores que fortalecen las relaciones humanas y de la comprensión de la vida desde paradigmas particulares y propios que dependerán de la familia que rodea al peque. No forzarlos ni condicionarlos a exigencias que pongan en peligro su desarrollo es el pilar fundamental de la educación religiosa que quieras brindarle.

Mal enseñada la religión establece diferencias  que los confunden y si logras transmitir que es un estilo de vida que cada persona elige libremente es cuando engrandeces su entendimiento y el peque logra poder formarse con compromiso ante lo elegido. Debe sentir alivio y bienestar al ser parte de la comunidad en la que se desarrolla porque cuando eso no ocurre será solamente tapar huecos o trasmitir tradiciones que no permiten elecciones.

En muchos países pertenecer a una religión determinada es sinónimo de discriminación cuando debería serlo de integración y respeto por las libres elecciones ajenas. La tolerancia es otro de los factores que el estilo de vida que realmente sienten y llevan estas personas destaque inmensamente, cuando en la generalidad se transmite agresión ante las diferencias.

Por estos y muchos otro motivos aprendo junto a mis hijas que el respeto por el otro (en todo lo que significa y es) complementado a la libertad de pensamiento y de acción que pueden obtener al disfrutar plenamente de la vida, colaborará a que ellas mismas sean quiene necesiten o no transitar por el camino de la religión dogmática. La mayor tiene a su papá de una religión y a mi que no practico ninguna(si creo en Dios) y como agradecimiento a Dios”por ayudar a curar a su hermana de lagravedad que padeció” (sus propias palabras) decidió tomar la comunión … eligió libremente porque ha participado de eventos en la iglesia de su padre y en esta instancia de la vida decidió el camino de la práctica católica.

 

  • Mar

    Gracias por compartir tu punto de vista, me parece importante encontrar distintos puntos de vista en la web para al final lograr definir cómo formar a nuestros bebés en los asuntos de la religión y el alimento espiritual. Yo tampoco practico ninguna religión y no he definido este tema para la eduación de mi bebé porque no puedo enseñarle a comprometerse con algo con lo que yo misma no estoy. Para mi los valores podemos enseñarlos el papá y yo de acuerdo a nuestros propios paradigmas pero pienso que también es importante dotarlo de recursos que alimenten su alma y que le ayuden en momentos en que se pueda sentir confundido

  • http://alreadybiz.wordpress.com Sabina Codarin

    Un placer que los que escribo complemente a lo que buscan los lectores de las blogs de la red, definir el camino de la espiritualidad de nuestros peques, es una labor sumamente delicada que ha de ser meditada.
    Los valores esenciales se enseñan en casa y sobre todo con el ejemplo, el silencio de nuestras acciones les muestra el mundo real y no las palabras/sermones las que hacen de ellos seres humanos cálidos.
    Coincido contigo que una persona no puede compartir aquello que no tiene, y los recursos para el equilibrio de su personalidad (alma) han de hallarse de manera paulatina y no de manera impuesta.

    A tu disposición, Sabina