Salud

La importancia de coger el lápiz correctamente

I am ready to do my assignment

Es importante que los niños que empiezan a dibujar y a escribir sepan coger el lápiz de forma adecuada para evitar que sientan dolor en la mano, los dedos y la muñeca. Por ello debemos observarlos, aunque suele ser en el colegio donde se dan cuenta y avisan a los padres.

En general los niños que no cogen bien el lápiz  suelen escribir ejerciendo mucha presión, por lo que incluso pueden hacer agujeros en el papel. También se pueden quejar de que les duele la mano o la muñeca.

Cómo corregir el problema

Es importante que cuando veamos que un niño no coge bien el lápiz, sobre todo a partir de los tres años, se lo quitemos y se lo pongamos de nuevo en la mano con la posición correcta, es decir, con la punta del lápiz un poco apoyada en el dedo pulgar, con la parte superior sobre el dedo índice, y los otros dedos suavemente curvados hacia el interior.

Debemos ayudar a los pequeños para que en el futuro no tengan problemas, por lo que podemos hacer una serie de ejercicios para coger correctamente el lápiz. Entre los ejercicios se aconseja teclear, jugar con plastilina, recortar con tijeras, exprimir esponjas, pasar las hojas de un libro, abrir y cerrar botes, poner pegatinas y manipular pequeños objetos.

Además es importante que pinten con ceras o acuarelas, dejándoles hacer garabatos libremente. Después pueden dibujar círculos, líneas rectas, horizontales, verticales y oblicuas.

Cómo debe estar sentado

Para una correcta escritura tenemos que procurar que el niño esté sentado en una silla donde pueda apoyar la espalda. La mesa no debe ser ni demasiado alta ni demasiado baja, evitando así que se produzcan tensiones en los hombros o posturas forzadas. También es fundamental que el tronco esté recto y un poco inclinado hacia adelante, al tiempo que la cabeza debe permanecer en la misma línea del tronco. Los codos deben estar sobre la mesa y los pies tocando el suelo.