Embarazo

¿Cuál es la diferencia entre la inseminación artificial y la fecundación in vitro?

Sperms

El hecho de que una mujer no pueda tener hijos ya no es un problema hoy en día debido a que, en la actualidad, la infertilidad femenina ha pasado a ser una incapacidad tratable a causa de las novedosas y revolucionarias técnicas que han aparecido dentro del mundo de la medicina.

No obstante, a la hora de concebir un bebé dejando de lado el método tradicional, son muchas las parejas que tienen serias dudas sobre las diferencias que existen entre la inseminación artificial y la fecundación in vitro, una cuestión que, desde Blog Peques, deseamos aclarar para que puedas salir de dudas.

La inseminación artificial

Suele llevarse a cabo cuando la mujer no presenta problemas de infertilidad y los espermatozoides del hombre no tienen demasiada fuerza, lo que les impide llegar hasta el óvulo y fecundarlo. Por este motivo, la inseminación artificial se encarga de introducir los espermatozoides del varón en el interior del útero femenino para conseguir que alcancen el óvulo con más facilidad.

La fecundación in vitro

En algunos casos, el semen de hombre no es de gran calidad o la mujer tiene las Trompas de Falopio obstruidas, dos casos en los que suele optarse por la fecundación in vitro. Para llevarla a cabo, los óvulos de la mujer y los espermatozoides del varón se unen a través de diversas técnicas médicas y, después, el embrión se introduce en el interior del útero para conseguir que la fémina pueda engendrar a un bebé.

Como ves, la diferencia entre la inseminación y la fecundación son muy distintas, por lo que deberá ser un especialista quien te diga cuál es la mejor para ti.