Seguridad

Cómo afectan a los niños las nuevas normas de tráfico

Baby girl smile in car

Hace pocos días el Congreso de los Diputados aprobó la reforma de la Ley sobre Tráfico, Circulación de Vehículos a Motor y Seguridad Vial, donde algunas de las modificaciones afectarán a los niños.

Uno de los cambios que más afecta a los niños es que el casco ciclista será obligatorio en ciudad para los menores de 16 años. El hecho de no llevarlo supondrá una multa de 200 euros que deberán pagar los tutores legales del menor.

Además los niños no podrán ir en los asientos delanteros de los coches. Esto significa que cuando se apruebe el nuevo código de circulación los menores que midan menos de 1,35 no podrán viajar en los asientos delanteros, siempre y cuando todos los asientos traseros no estén ocupados por otros niños que tampoco lleguen a esa estatura o que el coche no cuente con asientos traseros. Hay que señalar que hasta ahora los menores de doce años pueden viajar en el asiento delantero si utilizan un sistema de retención infantil adecuado.

El incumplimiento de la nueva norma conllevará que las autoridades puedan inmovilizar el coche e imponer una multa de 200 euros. Además, si vamos en taxi se aplicará la misma norma, sin embargo su incumplimiento será siempre responsabilidad del tutor del menor y no del taxista.

En los últimos años las lesiones y muertes de niños por accidentes de tráfico han disminuido gracias a unas normas más estrictas y a una mayor concienciación por parte de la sociedad. Los sistemas de seguridad en los coches han mejorado, pero debemos utilizar correctamente todos los medios a nuestro alcance, como las sillas de retención, para que los niños viajen de forma segura, incluso en los trayectos cortos, donde a veces no somos conscientes de que también pueden ser peligrosos.