Salud

Beneficios del método canguro

peques

En todo parto, el procedimiento inmediato al nacimiento es colocar al recién nacido sobre el pecho de su madre, luego son separados para la higienización del bebé y terminar con lo que corresponde a higiene y curaciones de la madre. El problema sobreviene en los casos en que el bebé y la madre son separados por largos períodos luego del nacimiento, ya que está comprobado que el bebé tiene una necesidad superior de contacto físico con su madre.

Por este motivo desde hace ya varios años la OMS (Organización Mundial de la Salud) ha implementado lo que define como el método canguro, un método que se origina en Bogotá durante el año 1978 como una alternativa a las incubadoras para los bebés prematuros, brindándoles una recuperación mucho más efectiva que cualquier otro método. La sorprendente respuesta de los bebés ante este contacto permanente con el cuerpo materno se decidió recomendar el método a todas las mujeres que dan a luz.

No solo los beneficios son incalculables sino que, 33 años después, no se han encontrado contraindicaciones respecto de su práctica. Tanto así que hoy en día no solo la OMS defiende y promueve este método, sino que se ha sumado a ella la UNICEF.

El método canguro se basa simplemente en mantener al bebé la mayor cantidad de tiempo posible sobre el pecho materno, piel contra piel, esto regula naturalmente la temperatura del bebé, facilita la lactancia y potencia los vínculos afectivos madre-hijo. Y no solo eso, lo más importante, es el disfrute de tener a nuestro bebé abrazado y pegado a nuestro cuerpo; algo que parece que nunca va a cambiar pero que en un abrir y cerrar de ojos será casi imposible de lograr. ;)