Alimentación

Alimentos para niños muy activos

Young Boys And Girls In Football Team  With Coach

Los niños en general son muy activos y no paran durante todo el día. Por eso la alimentación debe ser la adecuada para que tengan toda la energía pero evitando ciertos productos poco saludables.

Es fundamental que todos los niños hagan cinco comidas al día, empezando por el desayuno que debe aportarles toda la energía para que puedan estudiar y jugar las primeras horas del día. Lo ideal es que tomen algún lácteo y cereales o pan con aceite de oliva. Si añadimos un poco de fruta tendremos un desayuno de lo más completo y nutritivo.

Los hidratos de carbono son los encargados de darles toda la energía, pero deben ser de absorción lenta y de calidad, como los que proceden de la pasta, el arroz, el pan, las patatas, y cómo no, las legumbres.

Aunque un niño sea deportista o muy activo debemos evitar darle bollería y chucherías porque aunque al principio se sentirá lleno de energía al poco tiempo estará cansado.

La fruta es buen sustituto de los alimentos dulces, ya que además de vitaminas y minerales, tiene un sabor dulce que les quitará la ansiedad por otros productos azucarados de poca calidad nutricional. Otra fuente de vitaminas y minerales es la verdura, por eso debe formar parte de su dieta habitual.

Los peques que hacen deporte o se mueven mucho deben ingerir proteínas de calidad, como las que están presentes en el pescado y la carne, mejor magra. De todas formas, y aunque ahora está muy de moda hacer dietas proteicas, en el caso de los niños nunca deben tomar un exceso porque les puede perjudicar a su salud.

Los niños que tengan un peso correcto nunca deben seguir una dieta restrictiva para perder peso porque practiquen un deporte determinado. Esto es muy peligroso y lo primero es que estén sanos y no excesivamente delgados por imposición.

Por último el agua no debe faltar, ya que los niños que hacen deporte deben mantenerse perfectamente hidratados.